Las responsabilidades y ocupaciones a las que nos enfrentamos en el día a día nos exigen más de nuestro tiempo, y lo que nos cuestiona: ¿cómo poder ser más productivo en nuestro trabajo para así tener más tiempo para dedicarnos a vivir nuestra vida?

Aquí te damos 5 tips básicos para lograrlo:

  • Prioriza tus obligaciones. Genera a primera hora en la mañana una lista de tus actividades a desarrollar durante el día, luego define cuáles son las más complejas e importantes para que sean desarrolladas en la mañana cuando el cerebro piensa con mayor claridad; tales como: redactar un informe, analizar un cuadro de datos, un tema antiguo, entre otras. De esta forma puedes dejar las actividades más sencillas o de rutina para las horas de la tarde.
  • Termina lo que empiezas. Es importante que cuando empieces una actividad te propongas siempre en concluirla antes de iniciar la siguiente, para así no gastar tiempo valioso cada vez que la retomas.
  • Elimina distracciones innecesarias. Cada vez que estés realizando una actividad programada, debes eliminar o aprender a “decir no” a todas aquellas situaciones que te logran distraer y que no dejan que completes tu actividad; tales como: llamadas telefónicas o correos electrónicos que pueden responderse con posterioridad, consultar redes sociales, compañeros de trabajo que nos vienen a hablar, entre otras.
  • Mantén tu espacio de trabajo libre y ordenado. Recuerda que la idea de ser más productivo normalmente va enfocada en aprovechar mejor el tiempo, por lo tanto, es importante no gastar tiempo innecesario en encontrar un documento o herramienta en un espacio desordenado. Recuerda realizar limpiezas o archivos periódicamente, pues esto te ayudará enormemente.
  • Tómate un respiro. Recuerda que debes tomarte un respiro después de terminar cada actividad, esto te ayudará a que la próxima actividad a realizar la empieces con energía.
Comparte en
Háblanos